Bien Hecho Vendedor

Logo 2022 2

Bien Hecho
Vendedor

3 pasos para que tu carrera profesional se fortalezca ante una economía inestable

Los empleados han disfrutado del mercado durante los dos últimos años, en el que han podido exigir más flexibilidad y mejores salarios en su carrera profesional. También han tenido la confianza de saber que pueden encontrar un nuevo trabajo en cualquier momento.

Sin embargo, la situación económica mundial podría cambiar todo eso y poner fin a la Gran Renuncia que se está dando en países como Estados Unidos.

El aumento de los precios, la caída de las acciones y la crisis de la cadena de suministro mundial podrían estar apuntando a una recesión. Con ella, suelen venir los despidos, el «freno» en la contratación y los recortes presupuestarios.

En lugar de sentarte y esperar a que la economía afecte a tu situación laboral, puedes poner tu carrera profesional a prueba de recesiones con esto tres consejos.

1. Activa tu red

Hay pocas cosas en tu vida profesional que sean más dolorosas que llamar a alguien con quien no has hablado en años y preguntarle si conoce alguna vacante para ti, así que no dejes que se llegue a ese punto. Empieza ahora, cuando no estés buscando o necesitando un empleo.

«A nadie le gusta que le busque un buscador de empleo desesperado, pero a todo el mundo le gusta ayudar a su amigo a avanzar», explica a Business Insider Ashley Quinto Powell, experta en autodefensa, autora y fundadora de una startup.

Empieza a ponerte al día con viejas amistades y colegas ahora. Si no llevas suficiente tiempo laborando como para tener antiguos colegas, acércate a las personas a las que admiras fuera de tu organización inmediata.

Puede resultar halagador preguntar a alguien sobre su carrera profesional y lo que le ha inspirado en el camino.

Un almuerzo, un café, una cena, unas copas o incluso un charla por Zoom o una llamada telefónica —sin preguntar— pueden marcar la diferencia en el futuro.

Además, no dejes caer esta oportunidad después de haberte puesto al día.

Mantén la relación fresca, enviando correos electrónicos o mensajes de texto cada dos meses, aconseja Powell.

«Si tienes dos o tres ‘citas’ de networking a la semana, al cabo de un año habrás fomentado las relaciones con más de 100 personas que pueden ayudarte cuando lo necesites», asegura.

2. Duplica tus habilidades

Ahora es un buen momento para utilizar tu flexibilidad para aprender una nueva habilidad que te haga mejorar en tu trabajo.

También para obtener una certificación, como en gestión de proyectos o redes informáticas, que reconozca las habilidades que ya tienes o que te haga destacar.

Tomar clases en persona puede ayudarte a crear una red de contactos con personas de tu campo. No obstante, aprender en línea puede ser una forma más fácil de adaptar la formación a tu estilo de vida.

También deberías aprender a comercializar mejor tus habilidades actuales. «Proteger tu carrera profesional contra la recesión consiste más bien en adaptar tus conocimientos actuales para satisfacer las cambiantes demandas del mercado. Para muchas personas, lo que realmente necesitan es una nueva historia sobre las habilidades que ya tienen», declara Chris Donohoe, orientador de carreras profesionales y presentador del Career Lab Podcast.

Si tu función laboral es un gasto para tu organización, como Recursos Humanos, en lugar de un generador de ingresos, como las ventas, reformula la manera de explicar tus habilidades.

Por ejemplo, en lugar de decir que te dedicas a las comunicaciones corporativas internas, redefine tu descripción como alguien que apoya a las grandes organizaciones a través de la transformación estratégica del negocio. Esto puede hablar del núcleo del desafío para una empresa que reduce su tamaño en una recesión.

Del mismo modo, un profesor puede describirse a sí mismo como alguien que enseña a los alumnos y califica los exámenes. También puede reformular lo que hace en términos empresariales.

El mismo profesor dirige y motiva a un grupo de 25 personas orientado a objetivos; establece parámetros; proporciona orientación para cumplirlos, identifica las deficiencias de rendimiento y modifica su enfoque para la mejora continua.

3. Considera la posibilidad de iniciar un negocio paralelo

Durante una recesión, los trabajadores freelance son más atractivos para los empresarios porque no tienen que comprometerse con un empleo a tiempo completo; tampoco tienen que pagar las prestaciones.

Esto puede ser una «bendición» para un empleado independiente que ha construido una base de clientes diversa.

Puedes empezar tu negocio paralelo ahora mismo identificando qué partes de tu conjunto de habilidades puedes hacer por tu cuenta, como diseñador gráfico que crea logotipos o comercializador que gestiona sitios web. Puedes aumentar tus ingresos y tus opciones mientras tienes un trabajo estable.

«Los datos muestran que puedes ganar más de lo que ganabas en tu empleo a tiempo completo. Eso ocurre en menos de seis meses desde que empiezas tu consultoría independiente», explica Sam Lee, fundador y director general de IndeCollective, un programa de estilo MBA para consultorías independientes.

Si esa será tu meta, asegúrate de cumplir las normas de tu empresa sobre las actividades que puedes llevar a cabo durante el tiempo de trabajo y con el equipo de la firma.

Tu actual empleador puede ser tu primer gran cliente si decides dedicarte a tu trabajo paralelo a tiempo completo. Asegúrate de mantener las buenas relaciones.

Eileen Smith, exdiplomática y fundadora de Spokesmith, tiene la misión de ayudarte a ti y a tu organización a dar lo mejor. Entrena a ejecutivos de empresas y expertos en política en materia de oratoria, presencia ejecutiva y logros profesionales. Encuentra sus consejos en spokesmith.com.

 29,138 Total de visitas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: